preloader
Top
TIPS PARA VIAJAR EN AVIÓN CON TU PERRO O GATO PARTE I - Somos amantes de los animales.
fade
3855
post-template-default,single,single-post,postid-3855,single-format-standard,eltd-core-1.1.2,flow-ver-1.4,eltd-smooth-scroll,eltd-smooth-page-transitions,ajax,eltd-blog-installed,page-template-blog-standard,eltd-header-standard,eltd-fixed-on-scroll,eltd-default-mobile-header,eltd-sticky-up-mobile-header,eltd-menu-item-first-level-bg-color,eltd-dropdown-default,wpb-js-composer js-comp-ver-5.4.7,vc_responsive
tips para viajar

TIPS PARA VIAJAR EN AVIÓN CON TU PERRO O GATO PARTE I

 

Nuestros compañeros peludos también merecen viajar y disfrutar de unas vacaciones de pocas pulgas, que los llenen de experiencias nuevas y maravillosas al conocer un nuevo lugar a nuestro lado. Sabemos que subir a nuestro perro o gato a un avión no es una decisión nada fácil de tomar, sobre todo si es por primera vez. 

 

tips para viajar 

 

Aerolíneas Pet Friendly

 

Antes de reservar o comprar un vuelo, comprueba que la aerolínea sea pet-friendly, y que cuente con lugares disponibles. Verifica bien los requisitos y cuotas, ya que varían según la raza, edad, peso y otras características de nuestros compañeros de viaje (también te recomendamos stalkear a la aerolínea y buscar referencias). 

 

La salud de tu mascota

 

Antes de todo, como siempre, te recomendamos consultar a un especialista que te asegure que su salud es adecuada para subir al avión. Además, la certificación médica es uno de los documentos requeridos por la mayoría de las aerolíneas.

 

tips para viajar

 

Elige la transportadora indicada

 

Si tu amiguito pesa los kg permitidos y viaja en cabina contigo, elige un maletín blando y lo más cómodo posible para los dos, que sea apto para viajar en avión; que tenga ventilación, con fondo impermeable y que sea seguro.

 

Si excede el peso permitido (sin juzgar esos kilitos de más), tu mascota deberá viajar en el compartimiento de equipaje, en tal caso elige una transportadora de materiales duros, a prueba de fugas, con fondo absorbente, bien cerrada. 

 

Empieza con vuelos cortos nacionales

 

Toma en cuenta que si a veces nosotros mismos nos ponemos nerviosos al volar, tu perrito o tu gato, no tendrán idea de qué sucede, por lo tanto su familiarización con la experiencia de viajar en avión también requiere cierto entrenamiento, pasito a pasito. Por eso te recomendamos comenzar con vuelos cortos, nacionales, menores a 3 horas, así podrás ir midiendo su reacción. Si por necesidad el viaje debe ser mucho más largo, te recomendamos que sea directo.

 

Ya que tengas listo esto, échate un clavado en la segunda parte para comprender paso a paso qué puedes hacer en el momento del viaje. 😉